La alfombra roja

Tradicionalmente se colocaba para ser recorrida por miembros de la realeza, jerarcas, jefes de estado, personalidades y celebridades, en ceremonias y eventos muy formales. Con el tiempo se ha incluido en celebraciones sociales menos protocolares, siendo un detalle muy elegante que denota mucho respeto y hospitalidad.

Aporta gran impacto y sofisticación al evento, resaltando el paso de los invitados. Es sinónimo de elegancia y glamour logrando además exaltar la importancia del evento y sus asistentes.

Hoy suelen ser desplegadas en estrenos artísticos, festivales y entregas de premios, desfiles de moda, y en celebraciones sociales como bodas, aniversarios, 15 años y Bar o Bat Mitzvot, entre otros. 

 

Color Rojo


El color rojo simboliza honor y respeto, y está asociado desde la antigüedad con la realeza, el poder y la majestuosidad, por tratarse de un color muy dificil de conseguir. 

Los antiguos fenicios comenzaron a obtener el pigmento del Murex Brandaris, caracol de mar, y durante el Imperio romano el teñido de rojo era reservado a las clases más opulentas y poderosas, ya que para producir 1 gramo de color se requería de unos 9000 moluscos, transformándose en un verdadero lujo. 

Si bien con el tiempo se comenzó a obtener el tinte de una manera menos costosa, el rojo ya estaba instalado y asociado al poder, el lujo y la ostentación.

 

Tradición


La costumbre de utilizar la alfombra roja en importantes eventos surgió en Francia durante el siglo XV, y su uso era exclusivo de la realeza. La alfombra era utilizada para denotar y exaltar la importancia de quien la transitaba, y con ella se anunciaba al pueblo la llegada y visita del rey. 

En 1902 la compañía ferroviaria 20th Century Limited de New York, para su inauguración utilizó alfombras rojas para dirigir a sus pasajeros al abordar y descender del tren, destacándose como una de las mejores y más exclusivas compañías del mundo.

La alfombra sin dudas confería gran relevancia y sofisticación a los pasajeros, idea que no tardó en ser emulada e implementada en eventos que incluyera celebridades. 

 

En ceremonias de premiación


En 1929 comenzó a utilizarse en los premios de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas.

Con la entrega de los premios Oscar quedó plasmado el simbolismo y la identificación de la alfombra roja con la fama, el glamour, y el éxito. 

En todo evento de reconocimiento y premiación a las artes no podrá faltar la tan famosa y distinguida alfombra.

En dichas ceremonias se generan momentos de mucha expectativa y emoción cuando los artistas hacen su aparición en la pasarela. 

 

En bodas


En muchas culturas ha sido costumbre que la novia evite tocar el suelo con sus pies camino a la boda, por lo que se la llevaba en andas, o bien se tendían senderos o caminos con pétalos de rosas, o granos y hierbas para transitarlos, que además de separarla del suelo, auguraban fertilidad, plenitud, prosperidad y felicidad. 

Para dar glamour y elegancia a una boda manteniendo tradiciones de antaño, basta con vestir de gala el templo o salón donde se celebre, con una larga alfombra roja y pétalos, para ser transitada por los novios cual reyes.

Dependiendo de la locación, en muchas bodas se utilizan alfombras blancas, que si bien no tienen la fuerza del color rojo, mantienen su simbolismo, además de ser un sendero elegante que otorga un halo de ingenuidad y romanticismo a la ceremonia.