La Renovación de Votos Matrimoniales

Renovar los votos matrimoniales es confirmar y reafirmar el juramento de amor eterno, compromiso y fidelidad que la pareja hizo el día de su boda. Usualmente su celebración coincide con algún aniversario de casados, o con una fecha muy significativa para la pareja.
 
La renovación de votos es un acontecimiento muy emotivo e inolvidable. No se trata de  una ceremonia oficial o legal, por lo que no hay reglas de cómo debe llevarse a cabo.

La pareja puede celebrar un evento donde simplemente se refleje el amor que se tienen, y la maravillosa vida que comparten, sea en forma íntima, o entre sus seres más queridos.
 


Celebración

 
Es una celebración de amor y momento ideal para involucrar en la ceremonia a la gente que más se quiere, hijos, nietos, y entrañables amigos.
 


Ceremonia

 
La ceremonia de renovación de votos puede ser tan íntima o pomposa como la pareja prefiera.

Generalmente reúne a la familia y amistades más cercana. Muchas veces representa la boda que antes no pudo celebrarse.
 


Oficiante

 
Quien oficie la ceremonia puede ser un celebrante religioso, o bien cualquier persona allegada a la pareja, sobre todo si fue testigo de ese amor.

El oficio de renovación hecho por los hijos puede ser muy significativo, emotivo e inolvidable.
 


Lugar

 
El lugar ideal para la celebración puede ser en la iglesia, el jardín de la casa, la playa, el campo, la montaña, o cualquier sitio donde la pareja se sienta muy cómoda.
 


Votos

 
Pueden repetir los votos originales, así como también escribir nuevos votos que incluyan los caminos recorridos, reafirmando el sentimiento y voluntad de elegir nuevamente a la misma persona.
 
Este será de los momentos más importantes y emocionantes de la ceremonia, por lo que debe disfrutarse  a pleno, sin prisas, recitando los votos muy tranquila y pausadamente.
 
Pueden comenzar haciendo referencia a cómo se conocieron, o cómo fue la primera cita. Se pueden incluir frases favoritas de la pareja, y evocar los momentos más significativos en el recorrido de vida juntos, mencionando e involucrando a familiares y amigos.
 

Como guía base:

Yo (nombre) te sigo queriendo y eligiendo a ti (nombre) como mi esposa/o, mi mejor amiga/o, y compañera/o, y sigo entregado/a a ti, y prometo seguirte siendo fiel en más alegrías y en más tristezas, con más o con menos salud, por todos los días de nuestra vida.
 


Anillos

 
Como símbolo de este nuevo enlace, pueden intercambiarse las mismas alianzas, o un nuevo anillo que represente la confirmación del amor de siempre.
 


Destinos románticos para renovar votos

 
Una segunda luna de miel puede ser el lugar ideal para renovar los votos matrimoniales, y los destinos más románticos los están esperando.
 
La maravillosa y fantástica Las Vegas, exóticas Cartagena de Indias, en Colombia, Playa del Carmen, o Sierra Madre, Puerto Vallarta, en México, y la maravillosa y romántica Venecia.

Los cruceros son también destino ideal para celebrar el amor.
 
Muchos hoteles ofrecen servicio de coordinación y organización de bodas, haciéndose cargo y cuidando todos los detalles. Desde los arreglos florales, fotografía, comida, música y recepción, hasta actividades y demás eventos que rodean la inolvidable celebración.